“No queda otra que salir adelante, nos duele por la gente que viene día a día”, dijo Reynoso.

0

Cinco menores ingresaron a robar la Sociedad de Fomento de Manzone, llevándose elementos deportivos. Además, rompieron la cocina, heladera y biblioteca. La institución, solicita cámaras al Municipio.

El lunes pasadas las 17.30 ocurrió un violento robo en la Sociedad de Fomento de Manzone, ubicada en las calles Marue y 9 de Julio, mientras un grupo de chicos se encontraba en las instalaciones, jugando. Fueron estos mismos pequeños quienes dieron aviso al presidente de la institución, Fabián Reynoso, de lo que ocurría.

“Me avisaron que había cinco menores de edad arriba del techo, robándose reflectores. Cuando abrimos el lugar, 20 minutos después, nos encontramos con los destrozos que habían hecho”, expresó Reynoso a Diario Resumen. Luego, agregó que los delincuentes no solo lograron hacerse de un importante botín, sino que además se ocuparon de destruir todo a su paso. “Se llevaron la indumentaria femenina de hockey y fútbol, camisetas, palos, bochas, elementos de protección de taekwondo. Se llevaron todo. También nos rompieron sillas, la cocina, la heladera e incluso desarmaron toda la biblioteca que utilizan los abuelos de la tercera edad”, dijo en medio de la impotencia.

Una de las complicaciones que deben enfrentar ahora, tal como lo aseveró Reynoso, es que al ser menores de edad no hay mucho que pueda hacerse, a pesar de que la denuncia ya ha sido radicada en la comisaría. “Uno ya fue reconocido, y los padres colaboraron. Queda en materia de investigación descubrir la identidad de los cuatro restantes, pero al ser menores, sabemos que poco se puede hacer. Queremos ver si podemos recuperar algo de lo que perdimos”, dijo.

Entre los sentimientos más presentes, menciona la bronca, impotencia y el dolor de que esto haya ocurrido en un lugar dedicado a que tanto los más chicos como los adultos mayores, tengan su espacio de recreación y aprendizaje: “nos quedamos en la nada, estamos destrozados”. En medio del dolor, destaca la actitud de los socios, padres de los chicos que asisten y profesores que están arreglando el lugar y, a pesar de que se han comunicado con el Municipio aún no han obtenido respuesta: “nosotros no tenemos subsidios, trabajamos cómo podemos y nos cuesta muchísimo poder reconstruir todo. Queremos ver si desde la Municipalidad nos pueden poner alguna cámara que vigile, porque es un establecimiento para el barrio”.

“No queda otra que salir adelante, nos duele por la gente que viene día a día. Tendremos cerrada la institución mientras arreglamos y en febrero, ver cómo comenzamos con las actividades”, concluyó Fabián Reynoso.

Solidaridad

La Sociedad de Fomento de Manzone necesita elementos deportivos de futbol o hockey, como palos, camisetas y tobilleras, una cocina para continuar con los merenderos, freezer y sillas. En caso de poder colaborar, dirigirse a la institución.


Compartir!

Deja una respuesta